(AP)

BOSTON - Ahora, Dallas Braden puede ser famoso por una razón mucho mejor que haber tenido una disputa verbal con el toletero dominicano Alex Rodríguez.

Braden, abridor zurdo de los Atléticos de Oakland, lanzó un juego perfecto en contra de los Rays de Tampa Bay el domingo. Podría no existir ninguna objeción con el nivel de grandeza o el grado de dificultad. Braden necesitó de solamente 109 pitcheadas para retirar a 27 Rays, y su impecable comando se vio reflejado en el hecho de que 77 de sus lanzamientos totales fueron strikes. Y los Rays fueron las víctimas de esta hazaña gozando del mejor record en Grandes Ligas.

Antes del domingo, Braden, de 26 años, era conocido por los aficionados fuera de Oakland como el muchacho que se molestó cuando Alex Rodríguez, el tercera base de los Yankees, trotó por encima de su montículo durante un juego disputado el 22 de abril en Oakland. A-Rod corría desde la inicial, pasó a la tercera base en lo que al final fue marcado como un batazo de foul por parte del dominicano Robinson Canó. De regresó a la primera base, Rodríguez corrió por encima de la lomita.

Esta acción, según reclamó fuertemente Braden, violó una de las reglas no escritas del béisbol. "Debería probablemente tomar nota de su capitán (Derek Jeter) y darse cuenta que no se debe cruzar un montículo entre cada entrada o durante el juego. Es increíble que algo así se le haya pasado a un jugador de su talla.

"No me importa si soy Cy Young o el último jugador en el roster, si tengo la bola en mi mano y estoy parado en el montículo, ese es mi montículo... Fue capaz de correr sobre la lomita, eso no debe suceder".

Rodríguez respondió a las declaraciones del zurdo diciendo: "Me dijo que me bajara de su montículo. La verdad me sorprendí. Nunca había escuchado algo así. Especialmente de un lanzador que apenas tiene unas cuantas victorias en Grandes Ligas... Incluso me causó un poco de gracia".

Después del incidente ambos peloteros siguieron intercambiando declaraciones, pero después del domingo, Braden ya no será conocido solamente por el lanzador que tuvo un altercado verbal con un superestrella. Su juego perfecto fue apenas el número 19 en la historia de Grandes Ligas.

El juego perfecto finalizó justo cuando los Yankees estaban por comenzar la práctica de bateo en el Fenway Park antes de enfrentar a los Medias Rojas de Boston el domingo. Rodríguez declaró sobre esta hazaña en una forma breve pero graciosa a los reporteros.

"He aprendido en mi carrera que es mejor ser reconocido por las cosas que haces en el terreno de juego", manifestó A-Rod. "Me da gusto por él. Lanzó un juego perfecto y encima de ello lo hizo contra los Rays". Podríamos argumentar que Dallas Braden le hizo a los Yankees un gran favor el domingo, dominando y haciendo ver mal a un equipo encendido de los Rays que lideran la Gran Carpa en victorias esta temporada, dándole a los Yankees una mano en los standings de la División Este de la Liga Americana.

Pero el zurdo se hizo un favor aún mayor a él mismo. El nombre de Dallas Braden ya no será directamente relacionado con el incidente que tuvo con A-Rod.

De ahora en adelante Dallas Braden será conocido como el hombre que lanzó un juego perfecto. Y como el mismo Alex Rodríguez lo dijo: "Felicidades por él".