(AP)

NUEVA YORK - Todo luce indicar que la temporada del derecho Mike Pelfrey ha llegado a su fin.

El abridor de los Mets anunció que existe un 99% de posibilidad que se someterá a una cirugía para reparar el ligamento ulnar colateral del codo de lanzar, un procedimiento que conlleva un año de rehabilitación.

El serpentinero consultará con reconocido cirujano James Andrews, pero parece estar tranquilo con la decisión.

Pelfrey, quien ganó 15 juegos en el 2010, se quejó de rigidez pero no de dolores. También dijo que estaba decidido a seguir lanzando con lo que pensaba era tendinitis. Un análisis de resonancia magnética reveló una lesión más seria.

En 19.2 entradas de labor este año, Pelfrey tiene efectividad de 2.29.