NUEVA YORK -- El manager de los Tigres, Jim Leyland, dijo el domingo que el relevista dominicano José Valverde no era opción de cerrar el Juego 2 de la Serie de Campeonato de la Liga Americana contra los Yankees, en caso de encontrarse su equipo en una situación de salvamento.

Valverde, quien permitió cuatro carreras-incluyendo dos jonrones-en dos tercios de la novena entrada del Juego 1 de esta serie, ha permitido siete anotaciones (todas limpias) en sus últimas dos presentaciones en estos playoffs, malogrando una oportunidad de salvamento contra Oakland y dejando escapar una ventaja de cuatro carreras vs. Nueva York.

"Vamos a hacer un ajuste y no cerraré el juego con él (el domingo)", dijo Leyland, quien afirmó que el coach de pitcheo de los Tigres, Jeff Jones, está trabajando con Valverde para tratar de arreglar algunas fallas en su mecánica y su ritmo en el montículo. "Ya lo he hablado con él."

El dirigente afirmó que no había designado a un taponero específico para el Juego 2, expresando que el partido podía dictar qué haría en ciertas situaciones. Después de Valverde, las opciones podrían ser los dominicanos Octavio Dotel, Joaquín Benoit y Alberto Alburquerque. Otros relevistas dispuestos en Detroit incluyen a los zurdos Phil Coke y Drew Smyly, siendo éste último el ganador del Juego 1 que terminó a favor de los Tigres 6-4 en 12.0 entradas.

"Yo estoy ready para cualquier momento", dijo Dotel al preguntársele si estaba listo para cerrar en caso de ser necesario. "No tengo ningún tipo de excusa. Para eso me pagan."

Para Valverde, el 2012 no se ha parecido en nada al 2011. Hace un año, el derecho salvó 49 juegos en igual número de oportunidades y tres más en la postemporada. Del 2010 al 2012 convirtió 54 chances seguidos, incluyendo playoffs.

Pero esta campaña, comenzando con el primer día contra Boston cuando se acabó dicha racha, ha bajado el nivel de Valverde. Tuvo 35 rescates en 40 oportunidades con efectividad de 3.78, comparado con 49-49 y 2.24 en el 2011.

Sin embargo, Leyland dejó en claro que no ha quitado a Valverde del rol de cerrador de manera permanente. Al contrario, expresó que el quisqueyano de 34 años sigue siendo pieza clave en las aspiraciones de los felinos de llegar a la Serie Mundial.

"Espero que los fans en todas partes, pero en particular en Detroit, no tengan una memoria corta", dijo Leyland. "Este muchacho ha salvado 110 juegos de 118 oportunidades los últimos tres años como Tigre de Detroit.

"José Valverde será una parte importante de nuestra postemporada", continuó. "Si no, las cosas van a ser más difíciles para nosotros, obviamente. Entonces, quiero asegurarme de que le brindemos el respeto que se ha ganado y que se merece."